Palestina “Cuando un bosque tiene más derechos que un pueblo beduino*”

“Cuando un bosque tiene más derechos que un pueblo beduino».

Así resume el periodista palestino Amjad Iraqi de la revista +972 la actualidad en el desierto de Naqab (Negev en hebreo).

El 13 de enero, 500 beduinos palestinos (de nacionalidad israelí) se manifestaron a la entrada del pueblo de Al-Sa’wa. Fueron brutalmente reprimidos con balas de goma y gases lacrimógenos por cientos de soldados israelíes.

Niños palestinos de una comunidad beduina en el sur de territorios ocupados

Protestaban porque, tres días antes, excavadoras bajo protección policial en el pueblo cercano de Al-Atrash habían arrasado tierras de cultivo donde los beduinos han cultivado trigo y cebada durante siglos. Estas excavadoras fueron patrocinadas por el Fondo Nacional Judío, una organización oficial del gobierno israelí especializada en el expolio de las tierras de los palestinos expulsados ​​en 1948. Marwan Abou Freih, abogado de los aldeanos, testifica: “No tiene precedentes que excavadoras de el Fondo Nacional Judío llega con tal protección: cientos de policías, fuerzas especiales y policía montada. En protesta, el Alto Comité Árabe de Naqab anunció una huelga general «para dar a conocer las prácticas racistas de las autoridades israelíes». Las manifestaciones de apoyo tuvieron lugar en las ciudades palestinas de Umm al-Fahm y Kafr Kanna (dentro de las fronteras de 1948) y en la Universidad de Tel Aviv.

300.000 beduinos palestinos viven en la región de Negev. Tienen oficialmente la nacionalidad israelí. Un tercio de ellos vive en los 35 pueblos “no reconocidos” por el Estado de Israel y amenazados de demolición en cualquier momento… aunque estos pueblos han existido durante mucho tiempo antes de la creación del Estado de Israel en 1948. Pueblos “no reconocidos” han nunca se ha conectado a las redes de agua o electricidad israelíes ni se ha beneficiado de caminos pavimentados o sistemas de alcantarillado.
En las tierras de estos pueblos que pretende desmantelar uno por uno, la Autoridad de Tierras de Israel planea oficialmente plantar miles de árboles “para preservar los espacios verdes y la naturaleza”. En realidad, como dijo el parlamentario israelí Alon Tal, “La Autoridad de Tierras de Israel quiere poseer tierras, que es su trabajo. Los beduinos son ocupantes ilegales y una forma de detenerlos es plantar árboles. »

La práctica no es nueva y ha estado ocurriendo durante años. Amjad Iraqi recuerda estas palabras, pronunciadas hace siete años por un anciano beduino del pueblo de Atir: “Tenemos documentos de identidad israelíes, trabajamos, respetamos la ley. Pero al Estado de Israel no le importa. En cambio, nos dicen que un árbol tiene más derechos que un no judío nacido y criado aquí. Esta es nuestra llamada “democracia”. »
Dominique Ferré

  • Los beduinos son poblaciones nómadas y seminómadas que viven en regiones desérticas del Medio Oriente, algunas de las cuales se han asentado

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s